Cuando los hijos se van. La etapa del nido vacío.

-Este niño cree que se manda solo

-Pero si ya tiene 24 años

-Pero sigue siendo mi bebé.

A lo largo de la etapa de crianza, los padres crean un ambiente especial para los hijos, tanto  físico como emocional, ahora cumplen con tareas específicas de educación, cambian las actividades de recreo e incluso los horarios son ajustados a las necesidades de los hijos.

nido2Posterior al periodo de crianza de los hijos, llega una nueva etapa para los padres, en la cual los hijos ya no dependen completamente de ellos, pueden o no seguir viviendo con ellos, pero ya toman sus propias decisiones; incluso, si continúan en la casa paterna puede ser porque trabajan en el día y sólo llegan a dormir por las noches.

De repente a los padres “les queda muy grande la casa”, sienten como si les “faltara algo” o que todo está muy quieto, ahora experimentan un sentimiento de duelo, ya que han perdido a esos niños pequeños a quienes cuidaron durante más de 20 años. Están atravesando la etapa del nido vacío.

Pero, ¿Qué sucede a los padres en este periodo?

Existen toda clase de cambios, tanto sociales como dentro de la pareja. Scher, retoma la frase de Freud “toda la vida es una preparación para la muerte” y sostiene que “la partida de los hijos faculta a los padres para aceptar su propia mortalidad”, así que detrás de todos estos sentimientos, se encuentra el planteamiento de los padres de que al terminar de educar a sus hijos, no saben qué rol jugarán en la sociedad.

Para algunos padres, la partida de los hijos no tiene mayor impacto debido a que aún trabajan y no sienten la ausencia, pero para otros, la etapa del nido vacío coincide con la jubilación, juntándose ambos cambios de rutina, pudiendo desestabilizarlo.

nidoPor otro lado, los padres vuelven a ser pareja, pero ha pasado tanto tiempo que en ocasiones han olvidado cómo convivir sin los hijos, volviéndose una etapa de vulnerabilidad para ellos ya que necesitan reconquistarse y conocerse de nuevo, aunque como toda crisis, pueden tomarlo como una oportunidad aumentar de la intimidad y una renovar su vida sexual, ya que, por fin y después de tanto tiempo, “hay casa sola”.

Entonces, ¿Qué pueden hacer los padres que llegan a esta etapa o que están próximos a llegar?

  • Recuerden que el nido vacío es una etapa a la cual las familias tienen que llegar. El hecho de que un hijo sea capaz de salir de casa de sus padres o pueda independizarse de ellos y tomar sus propias decisiones, habla de que ya está preparado para enfrentar al mundo.
  • Reencuéntrese con su espos@. Al final quedarán los dos juntos, sería más reconfortante si lo hacen de nuevo como la pareja que decidió formar una familia que como dos extraños cohabitando una casa.
  • Busque nuevas actividades. Retome los intereses que quedaron postergados mientras se dedicaba a cumplir su rol de padre.

Gracias por visitar este blog de Psicología en Querétaro, si te gustó este artículo de psicología del desarrollo agradezco lo compartas en tus redes sociales, si tienes algún comentario con gusto lo leeré.

Anuncio publicitario

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: